Se produjo un error en este gadget.

jueves, 10 de febrero de 2011

Pack de noticias pendejas y mamilas

Anciano estacionó su carro y tardó tres años en encontrarlo


Un anciano dejó su vehículo en un supermercado. Como sufre demencia, olvido dónde estaba y luego de 36 meses lo hallaron en el mismo lugar que lo había estacionado.
El abuelo Gerald Sanctuary dejó su auto en un estacionamiento en mayo de 2008 y se fue a hacer la compra. Pero el hombre, que tiene 80 años y sufre demencia, no logró acordarse del lugar que lo dejó.
Unos transeúntes lo ayudaron a volver a casa pero la familia no fue capaz de encontrar el Honda plateado por más que buscó en Herts, una región del sudeste de Inglaterra, próxima a Londres.

El automóvil se quedó en el estacionamiento del supermercado hasta que una de sus empleadas, llegó a la conclusión de que nadie iba a retirarlo, así que avisó a la policía, que a su vez alertó a la familia del olvidadizo conductor.

El Honda estaba cerrado e impoluto, a excepción de la mugre acumulada, e incluso tenía una tarjeta de crédito. Una mujer arrancó el coche con una batería auxiliar y condujo el vehículo hasta su hogar. Gerald, confinado en una residencia de ancianos, fue informado del feliz hallazgo.

Fuente: Panorama Diario
 
 
Hombre asegura que lo violaron con una botella



Un sexagenario ingresó en la madrugada del lunes al hospital Erasmo Meoz con una botella metida entre el recto.

Según la versión que entregó al llegar a urgencias del centro médico, la ‘violacion’ la cometieron tres hombres que lo agredieron en un sector de Cúcuta, a las 4:30 de la mañana.

El trío de enmascarados, de acuerdo con lo expuesto por el hombre de 64 años, le dijo que esas no eran horas de deambular por las calles y que si lo volvían a ver, lo mataban.

El comentario del desempleado residenciado en el barrio San Martín, indicó que la acción de los extraños asaltantes ocurrió cuando bajaba por las escaleras del puente Elías M. Soto, hacia El Malecón.
La curiosa afirmación del anciano consignó otro pasaje, que arrojó como resultado el probable ataque sexual en su contra.

Al parecer, los encapuchados le pegaron patadas, lo tumbaron al suelo, le bajaron a la fuerza los pantalones y le introdujeron el elemento de vidrio.

Ocurre que el señor no pudo sacárselo por sí mismo y debió dirigirse en búsqueda de atención médica especializada al centro asistencial de la capital de Norte de Santander.

Según consultas con especialistas, la botella estaría localizada entre el recto y el sigmoide de la persona afectada.
En este tipo de casos se corre el riesgo de una peritonitis en el evento que el envase estalle.
Averiguaciones entre los organismos policiales y de investigación permitieron establecer que no hay ninguna denuncia formal sobre el inusual hecho.
Tampoco hay conocimiento de la existencia de una noticia criminal para ser diligenciada por servidores con funciones de Policía Judicial.

Fuentes consultadas no le creyeron el cuento, pues hay conocimiento de que hace tres años el sexagenario apareció quejándose de problemas para orinar. Al chequearlo se descubrió que en la uretra tenía una espiga de trigo. En esa ocasión él también dijo que alguien no identificado se la había metido.

A propósito de lo ocurrido en esta zona de frontera, en Internet, apareció una información publicada el 13 del mes pasado, sobre un hecho semejante en Cartagena.

En la Ciudad Heroica un hombre que estuvo tomando trago con varios amigos, amaneció al otro día con una botella de Costeñita en el ano.
Fuente: La Opinión
 
 
QUE MALA LECHE!: LE DIERON SEMEN EN LUGAR DE YOGUR


Una mujer dijo que un empleado de un supermercado le ofreció una muestra de yogur, pero resultó ser semen. El hombre fue detenido.

Una mujer dijo que un empleado de una tienda de comestibles en la ciudad yanqui de Albuquerque, le ofreció una muestra de yogur pero resulta que era semen, afirmó la policía.

El empleado que le dio a la mujer el "yogur" en cuestión, ha sido detenido por la policía local. El asqueroso individuo fue identificado como Anthony García, de 31 años.

La mujer dijo que García le preguntó si quería probar un nuevo yogur en la tienda. Cuando probó, le dijo a la policía que el yogur parecía el fluido corporal.

Fuente: Crónica